72. Esa locura

Estás loca si crees que podrás sobrevivir en libertad. Que llegarás más lejos sin armadura. Que podrás hacer tu revolución. Que la autenticidad te salvará del letargo del alma. Que no hay tiempo para pararte y sí para parar los miedos.

Estás loca si crees que entre tus silencios hay más verdad que entre tantas voces. Que el fuego en tu alma y la pasión en tus pasos son más eternos que el universo. Que los sueños que se cumplen son los monstruosos, los que se comen a las personas y las llevan a nuevas vidas.

Estás loca si crees que el dolor es la noche que te regala las estrellas. Que la felicidad es más que pasajera, que es una eterna compañera. Que eres más extensa que las aguas de Neptuno.

Estás loca si crees que el amor se encuentra al final de tu mirada, que te atravesará como tú misma predijiste. Que amar no se hace solo y además se aprende en compañía, que está vivo y necesita mimos. Que tu corazón lo logrará. Que puedes salirte con la tuya y existir en dignidad.

Estás loca si crees que aún te queda tiempo de construir ese hogar, que aún te queda tiempo de tener familia por todo el mundo.

Estás loca si crees que siempre habrá una aventura esperando a que abras los ojos.

Estás loca si crees que hay magia en tus deseos y hechizos en tus manos y cosquillas en tus huesos.

Estás loca si todavía crees que aun cuando te rompas te inundará la vida.

Estás loca… Porque todo esto es una locura. Y es que la esperanza es para los locos y la realidad… la realidad es tan solo desesperanza disfrazada de cordura.

 

Deja un comentario